28 dic. 2007

F.C. Barcelona, cuando la inversión en la base da rendimiento deportivo





Generalidades


Aprovechando el torneo internacional que "El Larguero" organiza todas las navidades de chavales en edad infantil, he creído oportuno hablar sobre el tema, centrándome en lo que más puedo juzgar por seguimiento.


De toda la vida me ha gustado el fútbol base, ya que considero que compensa gastarse dinero en formar jugadores; la inversión se rentabiliza con la venta de algunos de los destacados y te ahorrarás dinero en fichajes si logras sacar productos óptimos de tus categorías inferiores. El rendimiento económico y deportivo es bueno, y logras que los jugadores que suben al primer equipo tengan una amplia implicación emocional con el club.

Antes no era posible porque no había más medios que los periódicos para la gente de fuera de Barcelona, pero ahora todo ha cambiado. Con internet y la televisión del club, llevo un año y medio aproximadamente siguiendo exhaustivamente la cantera del Fútbol Club Barcelona, y se producen una serie de fenómenos extraños, especialmente desde el pasado año.


Panorama nacional


Nos centraremos en el estado español para no intentar abarcar demasiado y quedarnos en lo anecdótico sin profundizar. Por ello, grandes escuelas de talentos como el Ajax no serán consideradas, aunque merecieran eso y más.

Desde hace unos veinte años que uno sigue el fútbol, siempre ha habido tres grandes núcleos canteranos en el fútbol español. El Real Madrid y el Barcelona, por posibilidades económicas y mediáticas, y el Athletic de Bilbao, por su idiosincrasia sobre el origen de sus componentes del primer equipo. Además de ellos, se han ido dando otros ejemplos más pasajeros de equipos que han trabajado muy bien las canteras en determinadas épocas: el Sporting de Gijón sacó muchos jugadores destacados en la década de los 80; el Sevilla y el Espanyol llevan unos años dando buenos productos, y siempre están los productos de Valencia y Atlético de Madrid, que abastecen de jugadores de segunda fila a otros equipos y puntualmente sacan gente interesante para sus equipos.

Sin embargo, el caso del Barcelona es el mejor paradigma de utilización del fútbol base en los últimos quince años y los próximos diez, con poco temor a equivocarnos (evidentemente, no puedo juzgar en profundidad a otros clubes porque no se puede analizar cada fútbol base si no eres profesional).




En los últimos años 80 y primeros 90 se establece la base del "dream team" que ganó cuatro ligas y una Copa de Europa entre 1990 y 1994. Guillermo Amor fue el primero de ellos, llegando luego ya en 1990 Ferrer y Guardiola. Pocos años después, Sergi Barjuan llega del filial al primer equipo. Con estos cuatro jugadores, el Barcelona y la selección española tienen columna vertebral entre 1992 y 1998, contando una media razonable entre ellos. Se omitirán nombres que no llegaron a despuntar, como Óscar García o Jordi Cruyff. En la foto, alineación del glorioso Barça de Van Gaal con Sergi y Guardiola.




La segunda "hornada" de jugadores canteranos se denominaría la "quinta del Mini" (Estadi); jugadores que prometían mucho y finalmente se quedaron en bastante menos por diversas circunstancias. Fueron la respuesta de Cruyff a la desmembración del "dream team". De la Peña, Roger, Celades, Rufete, Arnau y Toni Velamazán lideraron una buena generación que acabaría sin triunfar en unos años complicados para el club. En la foto, Albert Celades, polivalente jugador muy apreciado por Van Gaal, a quien utilizó como interior derecho, medio centro, lateral derecho e incluso como líbero en algunos partidos importantes de Champions.




La "herencia Van Gaal".

Louis Van Gaal estuvo dos etapas al frente del Barcelona (con la pausa de los inefables Serra Ferrer y Rexach en medio). Conocido por su amor al trabajo, la disciplina y la cantera, en sus dos etapas saca a una serie de jugadores muy destacados; podemos delimitarlos entre 1998 y 2002. Son, por orden de aparición, Xavi, Puyol, Gabri, Pepe Reina (en la época intermedia sin Van Gaal), Motta, Víctor Valdés, Iniesta y Oleguer. Prácticamente, la base del equipo actual.

En la imagen, Puyol y Xavi con la Champions League ganada al Arsenal en París (año 2006)





Y la etapa de 2003 a la actualidad, con Laporta y Rijkaard, como cuarto paso. En estos años han subido al primer equipo Sergio García, Leo Messi, Bojan, Giovani Dos Santos y, casi definitivamente, Marc Crosas. Como veremos a continuación, lo más probable es que la cifra aumente debido a la excelente salud de La Masía, siempre que los cantos de sirena con altos contratos desde Inglaterra no siga esquilmando el fútbol base barcelonés y español en general. En la imagen, Giovani Dos Santos celebra un gol marcado al Internazionale en el Gamper.




Posibilidades


El sueño de la cantera está cerca. Es un sueño triple para los románticos del fútbol:
-Por un lado, un equipo en el campo de once canteranos a la vez, lo que casi se cumplió en el último partido de liga ante un rival tan competente como el Atlético de Madrid actual. Acabaron el partido Valdés, Oleguer, Puyol, Milito, Abidal, Iniesta, Xavi, Deco, Messi, Bojan, Giovani. Y debieron ser más, si el cambio lógico de Crosas por Deco, amonestado y jugándose la expulsión, se hubiera producido.

-Por otro lado, la diversificación de la cantera posicionalmente. Hace años, se le acusaba al Barcelona de que solo sacaba "cuatros" de su cantera; es decir, medios centros, además en su mayoría con endeblez física: Milla, Amor, Guardiola, De la Peña, Celades, Xavi, Iniesta, Cesc Fábregas. La diversificación la ha hecho también una fábrica de porteros (Valdés, Reina, Jorquera), defensas centrales (Puyol, Piquè, Oleguer) y delanteros/extremos (Messi, Bojan, Giovani).

-Y el anhelo de que llegase un momento no gastar apenas en fichajes porque de la cantera te pueden salir tanto cracks mundiales como jugadores de complemento; ahora mismo, el Barça es lo más cercano desde el Ajax de Van Gaal a mediados de los noventa como equipo exponente de este hecho. La diferencia, que el Ajax es un club vendedor y el Barcelona no.



Panorama actual del Barcelona

Así, vemos la plantilla actual del club y el porcentaje de canteranos:

1. V. Valdés.
3. G. Milito.
4. Márquez.
5. Puyol.
6. Xavi.
7. Gudjohnsen.
8. Iniesta.
9. Eto'o.
10. Ronaldinho.
11. Zambrotta.
14. Henry.
15. Edmílson.
16. Sylvinho.
17. G. Dos Santos.
18. Ezquerro.
19. Messi.
20. Deco.
21. Thuram.
22. Abidal.
23. Oleguer.
24. Touré Yaya.
25. Jorquera.
26. Crosas.
27. Bojan.
28. Oier.

De veinticinco jugadores, once canteranos, de los que, salvo Crosas y Oier, tienen importancia en el equipo todos. Algo raro de ver en equipos de puestos punteros de las ligas de Europa, y menos en aspirantes a Champions.

A todo esto, no conviene obviar jugadores formados en la cantera culé que están triunfando o han triunfado recientemente en otros equipos (algunos ya se han citado): Luis García, Sergio García, Albert Luque, Pepe Reina, De la Peña, Roger, Quique Álvarez, Rufete, Cesc Fábregas, Míkel Arteta o Piquè.


Irrepetible generación de canteranos culés nacidos en 1987, con Messi en primer término, Cesc detrás de él y otros como Piquè más arriba, celebrando un título.



Otros pasaron por las categorías inferiores y se fueron antes de debutar con el Barça B, y darán mucho que hablar en el futuro: Fran Mérida (Arsenal), Dani Pacheco (Liverpool), Marc Pedraza (Espanyol), Diego Capel (Sevilla), y algún otro que se queda en el tintero.



El futuro

La verdad es que, viendo a los diferentes equipos del fútbol base azulgrana y desconociendo en profundidad otros clubes, no creo equivocarme si digo que el Barça tiene en sus categorías inferiores la mayor fábrica de talentos del mundo. Y en posiciones bien variadas, siguiendo la tendencia. La red de ojeadores de la institución, distribuida por campeonatos y territorialidades por todo el mundo, sumada a la popularidad del equipo los últimos años, el gran trabajo formativo en el fútbol base y hechos puntuales como la contribución de Eto'o con niños cameruneses son los que componen las piezas de este gran y exitoso puzzle.


Filial


El filial está en Tercera División, tras una desastrosa gestión deportiva los últimos años y mala suerte puntual. El descenso del año pasado se explica por una mala dirección de banquillo de Quique Costas, una inmovilidad absoluta a media temporada de Alexanco (no había laterales y prescindieron de la opción de fichar en invierno), las convocatorias con España de Bojan y lesiones de Giovani y otros miembros importantes. Todo ese cúmulo hizo que el filial juegue en campos indignos de los jugadores actuales y que desapareciese el Barça C, además de la diáspora de jóvenes de nivel que salieron por un motivo u otro (la mayoría, que no querían jugar en Tercera): Toni Calvo (Aris), Carles Coto (Excelsior Mouscron), Rubén y Olmo (Ferrol), Jordi Gómez y Sito (Espanyol), etc.


Este año se ha tomado la opción de fichar a jugadores-parche, veteranos para este equipo (22-24 años) que tengan experiencia y puedan subirlo inmediatamente, ya que es más adecuado formarse en categorías superiores, de cara a los jugadores con futuro en el primer equipo. De los que llevan toda la vida en el club, varios tienen ciertas opciones de primer equipo, o cuando menos de jugar en Primera División:

-Marc Valiente, asiduo en selecciones inferiores y que jugó el Mundial Sub-20. Es un central alto y con buen pase largo. Le ha faltado algo de contundencia el último año y medio. Posiblemente el año que viene suba al primer equipo ante las posibles salidas de Thuram y Oleguer.

-Marc Crosas, convocado asiduamente y entrenando con el equipo de los "mayores". Quizá se le ceda en el mercado de invierno a la Real Sociedad, pero tiene muchos números para formar parte de la primera plantilla el año que viene, según las bajas. Siempre comparado físicamente con Guardiola, aporta bastante en el robo de balón y no se complica al jugarlo.

-Víctor Sánchez. Jugador que se adapta a cualquier posición sobre el terreno de juego, siempre ha destacado por su voluntad y pundonor. Cuando parece que no cuenta a principios de temporada, acaba jugando 35 partidos al año. Me recuerda a Gabri, y por ello, salvo mejora, no le veo muchos años en el primer equipo del Barça, aunque depende del entrenador. Ya fue convocado con el primer equipo para un partido de liga este año.

-Víctor Vázquez. Extremo, mediapunta (su puesto ideal) o segundo delantero, es un jugador de gran calidad que empezó la temporada en gran forma hasta que se lesionó. Ha sido seguido por Iñaki sáez para la Sub-21, su problema es que a veces desaparece de los partidos. Hará carrera, aunque la calidad en el primer equipo le cierra las puertas.

-Jeffren. Venezolano y canario de origen, habitual extremo de las selecciones inferiores españolas, aunque una lesión le privó de ir al Mundial Sub-20. Destaca por la rapidez y el desborde, aunque no llegará al primer equipo por "culpa" de Messi y Giovani Dos Santos.
Todos ellos cuentan con 20 años, meses más o meses menos.

Jugadores en edad juvenil (límite, nacidos en 1989) que han jugado con el filial:


-Oier Olazábal, 18 años. Portero titular del filial, fichado este año del Real Unión de Irún y que debutó con el primer equipo en pretemporada. Es muy alto y dominante por arriba, le falta ser más decisivo y tomar decisiones más correctas. Se debería asentar poco a poco y adaptarse, para intentar ser del primer equipo a todos los efectos en 2009. Aquí le vemos en el reconocimiento médico de su fichaje el verano pasado.



-Alberto Botía, 18 años. Central contundente y alto, puntualmente lateral, que destaca por el dominio del juego aéreo y la contundencia. Siempre titular con el filial, se incorpora y marca a balón parado. llegó hace años de Murcia y ya ha ido convocado en liga para el derby contra el Espanyol. Apunta alto.
-Gai Assulin, 16 años. Joven talento israelí que estuvo a punto de irse al Chelsea este verano. Ya es titular con el Barça B y ha debutado en Copa Catalunya con el primer equipo. Es, junto a Thiago, el próximo gran talento de la cantera, y el próximo año podría entrar asiduamente ya en el primer equipo. Una joya, muy por encima del nivel de Giovani Dos Santos y no lejos del de Messi.
-Thiago Alcántara, 16 años. El hijo mayor de Mazinho será una estrella europea en tres años. Seleccionable por España, es un medio centro que juega con el rival (lo que pagan sus piernas a base de patadas), distribuye el balón y da pases mirando a la grada. Tan espectacular como efectivo, ya ha jugado unos cuantos partidos con el filial, mejorando a todo el resto de centrocampistas. Ya ha debutado en Copa Catalunya y el año que viene debería entrar al primer equipo.

Aquí vemos, de izquierda a derecha, a Gai, Thiago, Víctor Vázquez, Jeffren y Botía. Todos han jugado ya con el primer equipo, y los dos primeros tienen un futuro brillantísimo.




-Álex Bolaños, 17 años. Titular los dos últimos partidos por las bajas, Bolaños acudió con España al pasado Mundial Sub-17 y es el defensa clave del Juvenil A. El año que viene estará como pieza importante del Barça B, estos partidos ya son un premio para él. No me decanto sobre sus opciones de primer equipo.
-Iago Falqué, 17 años. Debutó con gol como titular en el último partido del filial, y creo que tarde, porque el juvenil se le queda pequeño. Es un zurdo muy habilidoso, que recuerda a Rivaldo por su disparo y clase (ha marcado tres goles olímpicos este año). Su puesto ideal es detrás de los puntas, aunque puede jugar como extremo o segundo delantero. Hizo un gran Mundial Sub-17 y tuvo varias ofertas este verano para ser cedido, entre ellas una de su tierra natal, el Celta. Supongo que llegue al primer equipo, depende de su actitud.

Juveniles e inferiores


Aunque sea aventurado decirlo según se bajan categorías, hay una serie de nombres muy a tener en cuenta de cara al futuro para ser importantes en el primer equipo del Barcelona u otros clubes (recordemos de nuevo los casos Cesc, Piquè, Mérida, Capel y similares).
Juvenil A: Interesantes Rubén Miño (portero, 18 años, esta semana ha entrenado con el primer equipo), Marc Blasco (defensa fuerte, 18 años), David Álvarez "Polaco" (medio polivalente, 17 años), Jonathan Dos Santos (hermano de Giovani, 17 años y buen manejo de balón), David González (medio centro asturiano, 17 años).


Juvenil B: Álex Sánchez (portero internacional en su categoría), Marc Bartra (defensa con pundonor), Carles Planas (lateral izquierdo), José Carlos Terrón (central muy prometedor), Martí Riverola (interior), Oriol Romeu (medio recuperador), Rubén Rochina (delantero valenciano que se ha beneficiado de la marcha de Pacheco para mostrar su calidad). Equipo impresionante, todos de 16 años. La imagen es de Rochina en un partido reciente.



Cadete A: Albert Dalmau (carrilero derecho o central), Adrià Blanchart (defensa central que ya ha jugado con los de un año más), Marc Muniesa (defensa, ya ha jugado incluso con el Juvenil A), Adrià Carmona (extremo, habitual titular en el Juvenil B), Manu Reina (delantero polivalente cordobés). Todos de 15 años en este equipo con gran solidez defensiva.
Cadete B: Richy Paz (portero de gran futuro), Edu Campabadal (defensa central), Bacary Mendes (medio de fuerza y llegada), Simon Ateba (medio con mucho recorrido), Gael Etock (delantero centro que está jugado con el "A") y Armand Ella (extremo izquierdo que también suele jugar con el Cadete A). También juega el otro hijo de Mazinho, Rafa Alcántara, que no llega al gran nivel de su hermano Thiago. Chicos de 14 años.
Infantil A: Alberto Tavira (defensa central), David Babunski (medio centro organizador), Gerard Deulofeu (de los mejores extremos de la cantera), Olivier Moussima y Mamadou Sylla (delanteros cameruneses, el primero destacó en el torneo navideño del año pasado de la Ser). Tienen 13 años.

Infantil B: Toni Álvarez (defensa central), Jon Toral (medio centro), Alain Ebwelle (medio con llegada y muy polivalente). Con chicos de 12 años, es el equipo que ha jugado estos días en Canarias el torneo de la Cadena Ser, con Ebwelle como MVP del torneo. No es muy brillante comparados con otras generaciones.
De alevines y benjamines es complicado hablar porque depende mucho del trabajo que se haga durante los años y la evolución física. De todos modos, en alevines destacar a Mamadou Tunkara (espigado delantero), el centrocampista Enguene, Carlos Cano (delantero goleador), Enric Franquesa (defensa) o Sveinn Gudjohnsen y Carles Aleña (ya entrando en fútbol 7, benjamines).
El tiempo, sus ganas y hambre de triunfar y la evolución física decidirán si su futuro está en el fútbol y, en caso positivo, a qué nivel.

3 comentarios:

Alfons dijo...

Estoy interesado en conocer tu opinión sobre tres deficiencias de la cantera azulgrana.

1 - Los jugadores aptos para primera división deberían incorporarse a la primera plantilla por sistema, como proyección nacional e internacional, mejora de calidad y generar ingresos si se venden. Las virtudes de los jugadores del FBC son muy demandadas en la premier.

2 - El filial debería contar con 3-4 jugadores veteranos (mejor de la cantera) que sirva de modelo, facliten y aceleren la formación de los jóvenes, acerándose al modelo Inglés en el que hacen convivir jóvenes con veteranos.

3 - Acordar con equipos geográficamente cercanos una política constante de cesiones. Jugadores x minutos en 2ª o 1ª división.

Brian Grant dijo...

Paso a contestar lo que pienso.

Sobre el 1. Por supuesto que los jugadores deberían incorporarse a la primera plantilla todo el que pueda dar el nivel, pero en mi opinión no se debe tener a jugadores jóvenes sin jugar. Si un canterano se va a quedar en la grada todo el año, es mejor la fórmula de la cesión. Y si se le sube, es para darle oportunidades y decidir si vale para el primer equipo en el rol que sea o para obtener ingresos de venta.

2. Lo que dices es muy interesante, y la carencia de ese tipo de jugadores pudo costar el descenso a Tercera el año pasado. Ahora se ha fichado a gente de 23-24 años para dar experiencia al equipo, no como inversiones de futuro para el primer equipo, y creo que es acertado tener a tres o cuatro en el filial. Lo único, es complicado que sean canteranos, porque los que son mínimamente decentes intentan irse para progresar si ven que a los 22 años no hay opciones de primer equipo.

3. Eso creo que se hace. Tengo entendido que el Barça tiene convenio de cesiones con algunos equipos cercanos como Hospitalet o Gramanet, y acuerdos con otros equipos de base como la Damm para poder llevarse jugadores a cambio de futuras compensaciones si llegan al primer equipo. La verdad es que esta directiva no ha optado mucho por el método de las cesiones desde que llegó al poder, con la excepción de Crosas este año y algunas opciones de recompra en jugadores vendidos (que no es realmente una cesión).

Saludos

Anónimo dijo...

Me gustaría saber si sabes si Dani Pacheco y Mikel Arteta fueron vendidos con "opción de recompra", sino, lo lamentaríamos mucho...