9 jul. 2008

FCB Fútbol Base: Del cadete a los niños (y 5)

Así pues, hago mi apuesta sobre cómo quedarán los principales equipos de la cantera:

Barcelona B

Oier, Miño, Masip. Bolaños, Botía, Chico (si se compra), Córcoles/Espasandín, Marc Blasco. Busquets, Fasciana (fichaje venezolano), Fontás, Iago, V. Sánchez, Thiago, Toribio. Gai, Pedrito, Osado, Pons. Y tres fichajes (dos de ellos un lateral, al menos, y un delantero perfil Guerra), además de incorporaciones puntuales como Terrón, Montoya, Polaco y Rochina.

Juvenil A

Álex, Marc Martínez. Angi, Bartra, Montoya, Segarra, Terrón, Valle. Arriero, Romeu, David González, Dos Santos, Ilie, Polaco, Vallés. A. Carmona, José Luis, Rochina, Tello, Zambudio. Y dos o tres fichajes, uno de los cuales es Jordi Fontàs, del Banyoles. También incorporaciones puntuales de Dalmau, Muniesa o Riverola.

Juvenil B

Carlos, Ibáñez. Blanchart, Dalmau, Planas, Muniesa, Sergi Gómez. Balliu, Espinosa, Krol, Oriol Rosell, Palau, Rivarola, Sergi Roberto, Uri. Brian, Ceballos, Manu Reina, Trigueros, Quimet, Icardi. Y algunos cadetes que puedan subir como Ella.

Cedidos

Yepes, Walter, Diego.


Sobre las categorías inferiores, del cadete hacia abajo, comentaré únicamente los jugadores que puedan tener ciertas perspectivas de futuro.

Futuro Cadete A, nacidos en 1993

En la portería se ha producido una pésima noticia, la marcha de Richi Paz al Real Madrid. Para mí, sin duda uno de los dos o tres mejores porteros del fútbol base. Quizá le ha impulsado a tomar la decisión el hecho de haber tres porteros en este equipo, todos de un nivel alto. Quedarán el hijo de Unzué, Jesús, y el morenito Adamu, una pantera respecto a los reflejos que me recuerda a Kameni.

Edu Campabadal es un central de planta imponente, que va muy bien por arriba y tiene una gran jerarquía sobre sus compañeros y una salida de balón interesante. Un jugador parecido a Piquè, buscando un poco el perfil, y muy goleador en remates de cabeza.

Rafa Alcántara, hermano pequeño del juvenil Thiago, no tiene la clase y verticalidad de su hermano, pero es un buen jugador para los puestos de interior.Destaca por su toque de balón, aunque insisto en que no se le debe (ni se le puede) comparar con su hermano.

Bacary, jugador camerunés que es un todoterreno en el medio campo. Su puesto preferente es el de interior, sin descartarle como medio centro. No es el típico negrito que vive de su físico, pues tiene un buen desplazamiento del balón y técnica, como demuestran sus goles de falta directa. De los que puede llegar, un pequeño Essien.

Armand Ella. Otro camerunés que ha jugado esta temporada con los de un año más, pero dudo que vuelva a hacerlo asiduamente por la competencia en el juvenil . Extremo zurdo rapidísimo, con un regate en carrera demoledor y que llega hasta el fondo y centra. Puede ser un año decisivo si lo hace bien cuando aparezca con el Juvenil B; no creo que se quede en un Babangida, es más que el físico.

Gael Etock. Nuevo jugador de Camerún al que pongo en la lista porque ha pasado el año con los de categoría superior ante la falta de delanteros. No tiene demasiada calidad ni una determinación destacable, pero consigue muchos goles por su potencia. Mi impresión es que no tiene nivel ni para el Barcelona B, salvo una progresión inesperada.

Futuro Cadete B, nacidos en 1994

Brian es un carrilero de mucho recorrido, que está todo el partido subiendo la banda y con un trabajo defensivo igualmente destacable. No le vendría mal un pequeño estirón.

Alberto Tavira es un central enorme. Pero enorme de verdad, que impone con el físico que tiene y cubre mucha zona del campo. Si potencia la rapidez, hay buen futuro.

Babunski es un organizador, hijo del jugador de finales de los 80 que estuvo, si mal no recuerdo, en el Lleida entre otros. Un poco bajito, pero con un toque de balón y capacidad para organizar el juego interesantísima.

Fernando Quesada, jugador de medio campo y especialista a balón parado. Su excelente calidad técnica obsequia al espectador con golazos cada pocos partidos.

Moussima es un jugador total, que jugaba más adelantado hace alguna temporada y ahora se ubica como “todocampista”. Domina las transiciones defensa-ataque, conduciendo el balón rápido y pegado al pie. Un gran proyecto de jugador, mezcla de físico y técnica.

Gerard Deulofeu. Uno de los mejores extremos de la cantera, diestro de pierna pero que puede jugar donde sea en la parte de arriba, un poco como Gai. Tiene un cuerpo fuerte para ser tan rápido, y su conducción de balón es tremenda. Futuro de primer equipo si continúa a su nivel.

Pol Roigé es un delantero menudo pero con mucho instinto para el gol. Siempre se coloca donde debe, y recoge muchos rechaces por esa inteligencia. Le falta el estirón típico de estas edades.

Mamadou es la cara opuesta a Roigé, bien formado aunque tampoco de un físico espectacular. En un equipo que crea muchas ocasiones se ha hinchado a meter goles, y es un muy buen rematador. Me gustaría ver su eficacia con menos oportunidades, algo que quizá llegue este año.


Futuro Infantil A, nacidos en 1995

Toni Álvarez, buen central que ha sido lo más destacado defensivamente de un equipo que no es de las mejores hornadas de la cantera. Toni es un central completo y con buenas maneras al sacar el balón.

Godswill, medio centro camerunés de un buen trabajo defensivo al que le falta confianza a la hora de dar pases largos. Hace un trabajo importantísimo para un equipo que no destaca por su solvencia defensiva.

Jon Toral. Es el producto de la cantera barcelonista más típico: mediocampista central, de mucho toque, con constantes cambios de banda y que implica a todos sus compañeros en el juego.

Ebwelle… Qué decir de este chico que se ha salido en todos los partidos disputados durante el año y que ha sido decisivo incluso con el equipo un año mayor que él. Parte desde el extremo izquierdo a pierna cambiada, y se mete como un cuchillo en mantequilla caliente por la defensa rival. Es casi imposible quitarle el balón porque tiene una velocidad de atleta y un control de balón de virtuoso. Recuerda, en su categoría, al Ronaldinho del doblete.

Futuro Infantil B, nacidos en 1996

Fran, lateral o incluso central pelirrojo de excelentes formas en defensa y ataque, buena capacidad física y saber estar en el campo. El equipo destaca en bloque defensivamente, aunque Fran es quizás el más destacado a nivel individual, junto al central Aleix.

Adama es uno de los morenitos del equipo, y de los pocos en la cantera que destaca más por la técnica y combinaciones que por el físico (incluso, es bajito). Puede jugar como extremo o como lateral, y aprovecha su velocidad y regate de manera muy hábil.

Enguene. Jugador que me recuerda un poco a Ebwelle, pero unos metros más atrás (porque tiene algo más de potencia para el recorrido largo), es el más decisivo de su equipo y otro futuro proyecto increíble. Unión perfecta de dominio físico y control técnico de balón.

Mamadou es un delantero centro que parece cadete por su altura, aunque no hay dudas de su edad porque es nacido en Catalunya a pesar de su aspecto africano. Gana los balones por fuerza y poderío físico a rivales a los que suele sacar dos cabezas. En principio, no le veo futuro profesional porque no es muy habilidoso, aunque le quedan años de dominio en categorías inferiores… y ¿quién sabe con un buen entrenamiento? Además, se complementa muy bien con el otro delantero del equipo, Marc Gual, de características opuestas.

Para este equipo está apalabrado el fichaje de Kaptoum, camerunés de la Fundación Samuel Eto’o, con unas posibilidades inmensas. Imagino que el fichaje se produzca pese a la prevista marcha del club de Samuel Eto’o.

A partir de aquí, son equipo en los que apenas se puede hablar de jugadores por varios motivos, desde la poca cobertura mediática de los mismos al azar en la progresión de los jugadores, ya sea por cuestiones físicas o de comportamiento y ganas.

Futuro Alevín A, nacidos en 1997

Enric Franquesa. Se mueve casi por todo el campo y aporta muchos goles, así como buen posicionamiento defensivo. Ha de especializarse pero tiene muy buena actitud.

Carles Cano es el goleador del equipo. A pesar de no ser muy alto, tiene fuerza y sabe colocarse para obtener muchas dianas. Un ritmo de progresión muy bueno, el suyo.

Aquí se incorporará Steve, un jugador con un físico que parece de cuatro años más y que procede del fútbol sala azulgrana. Puede marcar diferencias, por lo que he leído sobre él.

Futuro Alevín B, nacidos en 1998

Ayoub. Defensa marroquí que ha destacado muchísimo en fútbol siete por su fortaleza defensiva, pero también como goleador por su gran recorrido. En fútbol-11 no podrá repetir sus registros atacantes, pero hay un buen proyecto de central.

Aleñá. Un jugador total, capitán y alma del equipo, goleador implacable y de instinto asesino en el último tercio de campo. También está por ver su adaptación a campos grandes, con lo que tendrá que definir su posición en el campo.

Joel Muñoz. Delantero especialista, en casi todos los partidos marca porque sabe dónde tiene que estar y su precisión ante porteros pequeñitos es muy elevada.

Futuro Benjamín A, nacidos en 1999

Toda una lotería analizar a los chicos que han debutado esta temporada en la competición. Apenas conozco a sus jugadores porque en el primer año todos juegan en todos los sitios y es una temporada de adaptación a seguir aprendiendo pero ya contra equipos competitivos, un año mayores que ellos. Los jugadores más destacados han sido Ibo, en el ataque, y Oriol Busquets, medio centro que ha hecho de todo y ha acabado como gran goleador del equipo.


Hasta aquí el informe sobre el estado de la cantera. El tiempo dirá si me he equivocado o no en el scouting de los chavales. Me tomaré unos días de descanso en el blog, ha sido actualizar constantemente, buscar muchos datos y ver partidos grabados sin descanso tras los exámenes. Volveremos con algunas entradas sobre música o cine para desconectar del deporte, algunas reflexiones sobre el mercado de fichajes o cualquier sugerencia, que siempre será bienvenida.

7 jul. 2008

FCB Fútbol Base: Juveniles del año que viene (4)

Seguimos con este amplio repaso a las categorías inferiores blaugrana. Hoy nos encargaremos de las tres quintas de juveniles de cara al año que viene.

Jugadores de 1990, que seguirán en edad como juveniles de último año (evidentemente, no metemos a Bojan en el análisis):

PORTEROS

Diego. Este año ha jugado poco con el Juvenil B por una grave lesión sufrida hacia mitad de temporada. A ver si su recuperación ha ido de manera satisfactoria, aunque su sitio es una incógnita con tantos porteros juveniles de cara al año que viene. Nivel bastante bueno.

Marc Martínez. Portero que ha estado cedido al Cornellà, aunque se le reclamó al final de temporada para cubrir una plaza con Diego lesionado de gravedad. Me ha gustado lo que le he visto, seguro por alto en el poco trabajo que tenía en el Juvenil B.

DEFENSAS

Álex Bolaños. Buen central, internacional en categorías inferiores. Le falta algo de altura, aunque tiene mando y buena salida del balón. Ha pasado apuros puntuales en el atrevido 3-4-3 que ha tenido como esquema el Juvenil A, en el que ha sido el defensa principal. Ha debutado con el Barça B algunos partidos, por lo que veo muy posible que ya juegue habitualmente este año en el filial a pesar de seguir como juvenil.

Angi. Jugador que ha estado en el Juvenil B esta temporada, muy polivalente. Ante la falta de delanteros del equipo con el ascenso al “A” de Rochina, ha jugado la segunda vuelta en esa posición, con mucha voluntad y trabajando para el equipo (su puesto natural es el de lateral derecho). Dicho esto, tampoco le veo nada especial como jugador.

Dani, que este año apenas ha contado para el entrenador. Dudo que siga en el club, y si lo hace no parece que lo haga como alguien importante. Fue un fichaje del pasado verano y ha acabado cedido al Cornellà.

Pere Segarra. Central fichado este año que ha integrado la plantilla del Juvenil B, formando el centro de la defensa con Terrón. No le veo un nivel especial, aunque se supone que jugará en el Juvenil A por la falta de defensas.

Valle. Lateral izquierdo que ha estado con el Juvenil B, lo que me parece una mala decisión viendo que en los de Divisiónde Honor han jugado con un diestro a pierna cambiada. Valle no es una maravilla, pero podía haber cumplido con creces, ya que es un jugador constante y que puede defender y subir la banda con solvencia. Será el titular del Juvenil A esta temporada.

CENTROCAMPISTAS

Arriero. El capitán del Juvenil B, que también tendría nivel para haber jugado en el A de no haber tenido un amplio grupo de centrocampistas. Es un jugador completo, con mucho gol, por lo que puede adelantar su posición. Este año tendrá su oportunidad en el Juvenil A.

David González. Otro internacional en categorías inferiores, el medio centro asturiano ha tenido una temporada decente, pero un poco inferior al nivel que se le presupone. Otros compañeros le han ganado el puesto en el campo mostrando más interés. Está a tiempo de que, en su último año como juvenil, se le siga considerando un hombre de futuro al menos para el filial.

Jonathan Dos Santos. El hermano pequeño de Giovani ha progresado mucho esta temporada. Puede ser que el caso de su hermano le haya abierto los ojos, pues ha aumentado su trabajo para el equipo y se ha mostrado más regular y participativo en el juego como organizador. No descarto que tenga minutos en el Barcelona B ya el año que viene.

Iago. Una de las grandes injusticias de la temporada a estos niveles es que Iago no haya jugado en el Barcelona B, donde jugó un partido, marcó, fue el mejor y Guardiola se olvidó de él. Ya el año pasado hizo una gran campaña juvenil, y este año la categoría se le quedaba pequeña. Juega mejor como mediapunta central, no en el extremo, porque la rapidez no es su mayor virtud. Es un chico con una calidad técnica increíble, tiro a balón parado brutal y regate en seco. El gallego, además, ha mostrado siempre que está comprometido con el club. Debe ser titular en el filial y demostrar que las comparaciones con Rivaldo no le quedan grandes.

Ilie. Interior que ha dado un buen rendimiento en la temporada, a pesar de haber ido de más a menos en el transcurso de la misma. Ha sido, junto a Pons, el único fichaje que ha dado un rendimiento satisfactorio, y el año que viene seguirá en el Juvenil A si no hay sorpresas.

Polaco. Titular e importante en el Juvenil A, donde ha jugado en el medio campo y como defensa circunstancial. Es un chaval andaluz, pelirrojo, no muy alto pero que va bien de cabeza y con una capacidad de trabajo impresionante, a lo que se une inteligencia para anticiparse a la jugada y tomar decisiones importantes. Clave para el equipo del año que viene, podría jugar ya algunos minutos con el Barça B en caso de lesiones allí de los Busquets, Toribio, etc.

Vallés. Interior muy grande, que ha jugado casi todo el año con el Juvenil B pero lo ha terminado con minutos en Copa con el equipo superior. Ha hecho una gran temporada, con muchos goles y presencia en la media. Es de esperar un rol importante para él dentro del Juvenil A del año que viene. Lo tiene merecido.

DELANTEROS

José Luis. Jugador interesante en una generación que no cuenta con gente para la delantera. Es un extremo diestro, con gran regate y que ha terminado la temporada de una forma impresionante, lo que le sirvió para ascender del Juvenil B al “A”, donde jugará como titular este año. Entra por banda con una capacidad enorme para el regate y tiene gol entrando al segundo palo. Un jugador a seguir por su progresión.

Zambudio. Es un extremo del Cornellà fichado de cara al año que viene, pero que ya ha debutado en algunos torneos con el Barça. Le he visto buen nivel, se incorporará al primer juvenil.


Seguimos con los chicos de 1991, excluyendo a Gai Assulin, del que ya se comentaron sus virtudes en una entrada previa. Es, quizá, la mejor generación que hay sin desmantelar en la cantera. Sus integrantes, salvo Gai y Thiago, han integrado (o al menos comenzado la temporada allí) el Juvenil B que tan brillante temporada ha realizado:

PORTEROS

Álex Sánchez. Muy bien considerado y continuo internacional por España, no me acaba de convencer. Algo inseguro por alto y no siempre decidiendo lo más adecuado, en lo que sí destaca es en reflejos y en mando sobre su defensa. Lo normal es que sea titular en el Juvenil A del año que viene.

DEFENSAS

Marc Bartra. Lateral derecho que este año ha jugado también como medio centro, muy poderoso en el juego aéreo y en tareas defensivas. Es un jugador muy interesante, que año a año va mejorando. Por cualidades, ha de subir al Juvenil A la temporada venidera.

Montoya. Lateral derecho de gran recorrido ofensivo, cuya espectacular temporada le sirvió para ir con España y ganar el Europeo sub-17. También, para acabar como integrante del Juvenil A, donde estará el año que viene como titular. Ha mejorado espectacularmente el último año y medio.

Planas. Otro campeón de Europa con la selección, es un carrilero izquierdo que sube y baja sin descanso. Esta temporada ha jugado menos de lo que debería al tener a Valle aún en el Juvenil B, así que no es descartable que siga en este equipo una temporada más para gozar de continuidad. En todo caso, su nivel es elevado y sobrado para integrar el primer juvenil.

Terrón. El cántabro no parece que vaya a convertirse en el nuevo Puyol o Ramos, como se decía hace dos años. Físicamente se ha quedado un poco bajito, aunque la precisión al sacar la pelota, la anticipación y jerarquía no han disminuido. Será el líder de la defensa del Juvenil A de cara a la temporada que viene.

CENTROCAMPISTAS

Dennis Krol. El alemán estuvo a punto de irse el verano pasado, y ahora las lesiones han cortado su progresión, con una fractura en el tobillo y otra en la nariz esta temporada, en la que de nuevo ha jugado poco. Es un medio todoterreno, muy fuerte y de gran disparo. Podría quedarse para estar otro año en el Juvenil B a ver si recupera las sensaciones y la confianza.

Martí Riverola. Un interior con llegada que ha tenido un año complicado debido a las lesiones y a la competencia en su puesto. Ha metido menos goles que otros años, pero cuando ha tenido oportunidades las ha aprovechado. Seguirá, previsiblemente, esta temporada en el Juvenil B por la cantidad de medios en el “A”.

Oriol Romeu. Medio centro de contención y una salida de balón muy correcta, que actuó como central en el Europeo sub-17. De impresionante trabajo defensivo, abarca gran cantidad de terreno y es inteligente para robar la pelota. Su sitio la temporada que comienza está en el Juvenil A.

Thiago. Poco que no se haya dicho ya del mejor jugador de Europa de su categoría. Centrocampista con un juego técnico de auténtico virtuoso, con un cambio de ritmo, regate corto y último pase que pareces irreales. Con un poco más de sacrificio, podría convertirse en un Deco mejorado; no es descartable en absoluto, ya que tiene la cabeza bien amueblada y un padre, Mazinho, que le da los mejores consejos. A veces debe ser más práctico que estético. Este año será clave en el Barcelona B, en el que ya ha actuado varios partidos.

DELANTEROS

Manu Trigueros. Es un atacante polivalente que este año no ha tenido muchas oportunidades por la calidad que había en el equipo. Se quedará en el Juvenil B con la perspectiva de buscar más minutos de juego, que con sus actuaciones este año y sus goles en lo poco que ha jugado se lo merece.

Quimet. Extremo rápido y habilidoso, aunque con poca presencia física. Es bastante irregular, con partidos en los que se muestra incisivo y hace grandes jugadas y otros en los que apenas interviene. Lo más normal es que este año se quede en el segundo juvenil o alterne ambos.

Luis López. Uno de los que menos participación ha tenido esta temporada, y tampoco ha aportado nada especial cuando ha jugado. Se ha aprovechado de las lesiones de Carmona y las subidas al Juvenil A de José Luis, pero no se le ve un futuro como jugador.

Rochina. La temporada del ariete valenciano ha sido espectacular. Se ha beneficiado de la marcha de Pacheco a Liverpool y le ha quitado incluso el sitio en la selección nacional de la categoría. El segundo mes de la temporada se vio que el Juvenil B se le quedaba pequeño, y en los de División de Honor también se ha salido. El año que viene, delantero titular del Juvenil A desde el principio, y no descarto que tenga oportunidades en el Barcelona B.

Tello. Este año ha sido cedido a la Damm para que tuviera minutos, y los ha aprovechado, según dicen. Volverá como delantero del Juvenil B la próxima temporada, para ver si continúa progresando al jugar con poca presión.


Finalmente, vamos a completar el análisis de los tres años que integrarán los juveniles de la 2008-09 con los jugadores del anterior Cadete A, es decir, los nacidos en 1992 y que pasará a juveniles de primer año, a formar parte del plantel del Juvenil B. Al ser una plantilla muy extensa, me limitaré a señalar a los jugadores más destacados, ya que es la edad en la que se hace mayor criba al haber sólo dos juveniles para tres quintas de jugadores.

PORTEROS

Carlos y

Cristian ibáñez. Son dos buenos porteros, bastante regulares y que se han ido distribuyendo la posición casi de manera igual. Quizá Ibáñez me gusta un poquito más.

DEFENSAS

Adrià Blanchart. Central poderoso, que en otras temporadas subió con los de un año más y que da al equipo bastante seguridad atrás. Este año ha bajado un poco el nivel, también por ser utilizado como lateral en ocasiones. Destacado por alto, será titular en el Juvenil B.

Dalmau. Lateral derecho muy prometedor, que sube la banda y a la vez es muy difícil de superar. Ha estado con el juvenil en algún partido de esta temporada, y tiene muy buena proyección. Montoya y Bartra le cierran el paso en el Juvenil A, así que se conformará con ser el dueño del carril en el segundo equipo de la categoría.

Muniesa. Casi recuperado de una grave lesión de ligamentos, es el defensa en el que más confianza había, de manera que ya era titular con el Juvenil A teniendo tres años menos que sus compañeros. Tiene algo especial para cortar el balón, gran presencia aérea pese a no ser muy alto y buena salida de balón. Su condición de zurdo le da otro plus. Tal vez empiece la temporada en el Juvenil B para que vaya cogiendo el ritmo, pero su sitio es el primer juvenil.

Sergi Gómez. Buen central, rápido y de marcaje eficaz al delantero. A pesar de su buen hacer, el hecho de estar en el mejor equipo defensivo de la cantera (junto a los del 91) le hace brillar menos que si integrase otra quinta. No muy dotado para la salida del balón.

CENTROCAMPISTAS

Balliu. Medio centro atípico a lo que estábamos acostumbrados en la Masía, puesto que tiene un físico muy poderoso. También destaca por su salida de balón y su posicionamiento táctico. Será titular en el Juvenil B, ya que en el “A” le cierra el puesto Oriol Romeu.

Espinosa. Interior de bastante habilidad y con bastante capacidad goleadora. Ha hecho una gran temporada que le hará afrontar la etapa juvenil con más confianza.

Oriol Rosell. Medio centro de bastante calidad, aunque un poquito irregular; alterna partidos muy buenos con otros en los que no aparece todo lo que debería, lo que no le beneficiará para el futuro. Debe tener más constancia.

Palau. Interior llegado esta temporada previa al club y que ha demostrado que es un fichaje importante. Da el ritmo adecuado al equipo, juega el balón con calidad y hace lo que debe en todo momento. El premio a su buen nivel ha sido su debut con el Juvenil B, donde será titular el año que viene.

Sergi Roberto. Medio de transición, quizás algo más ofensivo que defensivo. Tiene buen disparo e incorporación, y le gusta estar en contacto con el balón la mayor parte del tiempo posible. Tal vez le cueste adaptarse a juveniles.

Uri González. Organizador de gran toque de balón, aunque pequeñito y con poca capacidad física. Éste sí que es uno de los típicos jugadores de medio campo formados en el Barcelona, de los de mover y mover el balón.

DELANTEROS

Adrià Carmona. Con decir que fue uno de los destacados en el Europeo sub-17 teniendo un año menos que el resto ya es bastante. Ha jugado con el Juvenil B esta temporada, siendo un puñal desde el extremo izquierdo. Jugará, con todo merecimiento, en el de División de Honor el año que viene. Un futuro a tener en cuenta incluso de cara al primer equipo.

Brian. Pequeño extremo con gran rapidez y habilidad para encontrar el espacio que no ve casi nadie. Pese al hándicap del físico, es posible que tenga bastantes minutos en el Juvenil B para la temporada que viene.

Cristian Ceballos. Gran calidad, pero un físico de infantiles. Se confiaba en que diera el estirón algún día, pero no se produce y el futuro del cántabro cada vez es más complicado a estos niveles. En juveniles se enfrentará con gente dos años mayores que él, y eso hará plantearse al club su posible descarte. Una zurda de oro y mucha voluntad que pueden no bastar.

Manu Reina. Otro de los que ha debutado con los juveniles, el cordobés es polivalente en la zona de arriba y crea peligro constante con su movilidad. Es bueno en casi todo, por lo que es complicado quedarse con alguna de sus características. Posiblemente sea titular en el Juvenil B.

Parri. El delantero centro más puro del equipo, no es nada del otro mundo y eso ha provocado que Reina o el camerunés Etock (un año menos) ocupen esta posición durante parte de la temporada. Parri basa sus cifras goleadoras en el instinto para estar en el sitio apropiado.

En este equipo Cadete A también han participado habitualmente dos cameruneses, el extremo Armand Ella y el delantero centro Gael Etock. Hablaremos de ellos el próximo día cuando tratemos las categorías de cadete a los más pequeños. Eso será en dos días.

4 jul. 2008

FCB Fútbol Base: Juveniles que acaban etapa (3)

Tras el repaso a los integrantes de la plantilla del filial, pasaremos a los cedidos que superan la edad juvenil y a los de la propia categoría junior que acaban su periplo por edad. Es el paso anterior al profesionalismo, con jugadores que año a año han ido pasando la difícil criba de continuar en el club. El Barcelona tiene únicamente dos equipos juveniles, contra los tres de otros clubes punteros, por lo que el nivel competitivo y de calidad aumenta al ser menos jugadores.


Empezaremos con los jugadores nacidos en 1989, que son los que acaban la edad juvenil. Estos chicos de 19 años recién cumplidos o muy cercanos se han visto muy perjudicados por la decisión del club de hacer desaparecer el Barcelona C el año pasado. Era un peldaño muy interesante para los jugadores que no destacaban tanto como para subir al filial, y permitía que algunos hombres acabasen de formarse sin presión; por ejemplo, Pedrito y Víctor Sánchez jugaron en el Barça C el año pasado, lo que habla de que era algo interesante cuya extinción me parece errónea. Ahora, las opciones para estos chicos se reducen a pasar al Barça B (con el importante salto de juveniles a 2ª B), desvincularse del club o, ya que no hay paso intermedio, ser cedidos a equipos próximos de 3ª o la propia división “de bronce” donde estará el Barcelona B, ahora Barcelona Atlètic: Hospitalet, Gramanet, etc. Por supuesto, en el repaso no contamos a jugadores juveniles que ya han jugado en el filial, de los que ya hablamos en la entrada anterior.

PORTEROS

Masip. Suplente de Rubén Miño, es un buen portero al que le perjudicará que no haya segundo filial. Podría tener la opción de quedarse como tercer portero, al igual que Planchería este año, pero su nivel es mucho más elevado y no le conviene estar parado (además de que no creo que sea recomendable tener tres porteros en el filial).

Rubén Miño. Muy buen portero, ágil y poderoso en el juego aéreo, no carente de reflejos y con un buen manejo de los pies. Ha hecho una notable temporada como titular del Juvenil A, y su destino es la suplencia de Oier en el filial, para ser titular al año siguiente cuando la evolución de Oier dicte si sube al primer equipo o no. Debería ganar un poco de volumen corporal, pues da cierta sensación de fragilidad.

DEFENSAS

Álex Ruiz. Lateral izquierdo que el año pasado jugó bien, pero el entrenador ha preferido jugar con un diestro a banda cambiada que contar con él, lo que habla de la confianza que tenía en sus posibilidades (realmente, tampoco ha jugado bien lo poco que lo ha hecho). No creo que suba al filial, aunque la carencia en su puesto podría darle un puesto de suplente si Fali abandona el club. Acabó la temporada en el Sant Andreu por la explosión de Montoya, subido del Juvenil B.

Marc Blasco. Lateral derecho de un nivel bastante aceptable, aunque ha terminado la temporada un poco inseguro, quizá debido al cansancio. Destaca por su lucha y su resistencia, ya que sube la banda hasta el final del partido. Ha sido titular todo el año y es de los que tienen muchas opciones de subir al filial tras acabar el ciclo juvenil, ayudado por la falta de laterales fiables allí.

Mario. Otro que este año casi no ha jugado casi nada (salvo la primera parte de la temporada) y con toda seguridad saldrá del Barcelona. Un fichaje erróneo, como demuestra que acabase la temporada cedido en el Sant Andreu. Impresionante lo de quien recomendase su venida.

Mauri. Fichaje de este año para la parte izquierda de la zaga que no ha cuajado en absoluto, y ha terminado la temporada sin apenas contar para el entrenador. Es del tipo de operaciones que no se entienden, pues suponen la baja de otros que llevan toda la vida en el club y no se les valora lo suficiente. Saldrá del club salvo sorpresa mayúscula.

Rubén. Al principio empezó siendo habitual, pero luego apenas ha jugado porque no tiene mucho nivel en estas categorías. No creo que cuente para nada y probablemente se irá con la carta de libertad.

CENTROCAMPISTAS

Fontás. Jugador defensivo que no se complica al iniciar la salida del balón, era el vértice atrasado del medio campo del 3-4-3 que ha empleado el Juvenil A casi toda la temporada. De buena presencia física y capitán del equipo, subirá al filial salvo imprevisto. Es un jugador que gusta mucho a los entrenadores porque tácticamente da mucho al equipo.

DELANTEROS

Juanan Osado. Tras haber llegado a debutar con el primer equipo del Nàstic el año que estuvieron en Primera, venía como fichaje estrella del juvenil para la delantera, ante la marcha de Dani Pacheco al Liverpool. Unos primeros partidos en los que no aportaba lo que esperaban de él y el temporadón de Rochina le relegaron a la suplencia y bajó su confianza. Además, que su entrenador Álex García le situase en el extremo y no como delantero centro le ha perjudicado mucho.

Pons. Extremo derecho, el fichaje de esta temporada que más ha aportado junto a Ilie, sin tener tampoco un nivel extraordinario. Es un jugador rápido, que llega hasta la línea de fondo para centrar y que se incorpora con acierto al segundo palo si la jugada empieza en la izquierda. Tiene opciones de una plaza suplente en el filial, aunque el buen nivel en su posición le perjudica. Jugador que también agradecería la existencia de un Barcelona C.

Rodri. De los muchos (excesivos) jugadores de ataque de la plantilla, al no contar salió cedido al poco de empezar la temporada al juvenil del Mataró. Saldrá del equipo este verano tras su etapa juvenil.

Walter. Uno de los que no ha tenido minutos de juego salvo el tramo de partidos inicial, no parece que tenga muchas opciones de continuar y subir al Barcelona B. Supongo que se irá con la carta de libertad bajo el brazo. Como Yepes, no ha explotado como se hubiera esperado con su pasado internacional en categorías inferiores. Acabó la temporada cedido en el Mataró.

Yepes. Extremo que ha ido de más a menos en la temporada, donde empezó teniendo muchos minutos y oportunidades como titular y ha terminado sin contar nada. Era un buen proyecto hace dos años que se ha frenado en su progresión. Sin Barcelona C, lo más probable es que salga del club (salvo que crean que su potencial le da más recorrido que a otros como Pons). Le vendrá bien jugar sin tanta presión, aunque no descarto que lo intenten recuperar.

Como el post ha sido más largo de lo esperado y el análisis bastante minucioso. Dejamos al resto de jugadores, los que efectivamente para el año que viene podrán jugar en esta categoría (nacidos en 1990, 1991 y 1992) para la siguiente actualización, que no tardará más de dos días.


Acabaremos por hoy con los cedidos durante esta temporada pasada que ya no pertenecen a categoría juvenil.

Rubén (Racing de Ferrol), portero que fue titular del filial y llegó a debutar en Liga con el primer equipo. No tengo muy claro si está totalmente desvinculado del club, si hay opciones de recompra o era una simple cesión, pero no tiene opciones de volver. En Ferrol no ha tenido suerte, ya que iba como titular pero el entrenador prefirió apostar por el bloque que ya tenía.

Thaer (Hospitalet), al que en su Jordania natal comparaban con Rivaldo, tiene complicado retornar al filial porque no ha destacado, al igual que su compañero De la Puente (además del descenso de su equipo). El delantero Matamala (Gavà), pese a sus 20 años, tampoco tiene opciones de volver al club y podría haber firmado ya con el Espanyol B. Otro de los fichajes que no se entienden, pues vino con gran cartel de la Damm el año pasado al acabar el periplo juvenil, se vio obligado a salir por la desaparición del Barça C y ahora no se cuenta con él. Abraham Rodríguez (en el Sporting Mahonés de 3ª) es otro de los que no encontró acomodo en el filial tras acabar la época de juvenil; buen jugador de vanguardia, pero que no tiene sitio ante la competencia en el filial. Otros muchos, como Cristian Vergara (Villarreal) o Marc Esteban (Mataró). No sabéis lo complicado que es encontrar información de este tipo en la red, y mucho menos contrastarla; lo habitual es que cada página web o cada “fuente” diga una cosa.


Por último, un apunte. Gracias a los que, sin hacer comentarios, animan a que esto siga adelante. Si hay alguna rectificación que hacer o cualquier duda, siempre son bienvenidas.

1 jul. 2008

FCB Fútbol Base: Jugadores del Barça B (2)

Analizado el estilo global del equipo, y sin tener absolutamente ni idea del plan de juego de Luis Enrique, y sin saber apenas altas y bajas, vamos a ver el rendimiento que han tenido los jugadores en la temporada y lo que, en mi opinión, debería hacerse con ellos. También, en una próxima entrada, se mirarán los jugadores cedidos y quienes terminan su edad juvenil, para hacer así una previsión del Barça Atlètic (nueva denominación del Barcelona B) el año que viene. Estos jugadores han compuesto el Barcelona B esta temporada, además de Marc Crosas, que lo hizo hasta el mes de diciembre con su cesión a Lyon, lo que elimina cualquier opción de que siga en el equipo: saldrá en alguna operación o volverá a ser cedido.

PORTEROS

Oier Olazábal, 19 años. Portero bastante alto y no carente de agilidad, que ha mejorado según pasaba la temporada. Vino el año pasado del Real Unión de Irún, recomendado por Unzué y con muchas otras ofertas. Tanta expectación ha hecho que me decepcionase ligeramente su temporada, pues todavía no le veo como portero de futuro del club (de su quinta, creo que Asenjo y De Gea están a un nivel bastante superior). Es bastante sobrio, no saca balones espectaculares pero no se complica; su juego con el pie (es zurdo) es correcto. Tiene que mejorar su agarre de balón, pues deja algunos rechaces peligrosos. El año que viene, titular y debería ser tercer portero del primer equipo, lo que suondría la baja de Jorquera.

Pau, 21 años. No ha tenido muchas oportunidades durante la temporada, aunque Guardiola premiaba su trabajo en los entrenamientos con la titularidad cada diez partidos, aproximadamente. Lo ha hecho bien cuando ha jugado, demostrando muchos reflejos, gran agilidad y tendencia a buscar la palomita. Una pena su ostracismo, el año que viene no tiene sitio porque ha de jugar para progresar. Le buscaría una cesión a algún equipo de 2ª B.

Planchería, 21 años. No ha jugado ningún minuto este año en su rol de tercer portero. Apenas le he visto, porque el año pasado también era suplente de Pau en el desaparecido Barcelona C. Saldrá del equipo, no tiene sentido que se quede otro año.

DEFENSAS

Alberto Botía, 19 años. El murciano es un central alto y poderoso físicamente. Está recuperándose de una lesión muscular complicada, de la que recayó y tuvo que ser intervenido. Buen juego aéreo tanto en defensa como en sus subidas al ataque, y contundencia en el corte. Está destinado, al menos, a que se plantee como opción de futuro para el primer equipo. El año que viene ha de ser titular en el eje de la zaga. Además, también puede cumplir como lateral en determinadas circunstancias.

Chico, 21 años. Central muy alto, con gran presencia en el juego aéreo y muy eficiente al corte. Habrá que ver si sigue, puesto que vino cedido del Cádiz a mitad de temporada y elevó el rendimiento defensivo una barbaridad. Sin duda, haría una oferta por él a los gaditanos basada en incentivos por partidos jugados y posible llegada al primer equipo. Si se queda, debería ser titular el año que viene atrás junto a Botía.

Córcoles, 23 años. Buena temporada del ex-jugador del Valencia. Venía ante la carencia de laterales y con la misión de dotar de experiencia a un equipo muy joven para 3ª División, y ha cumplido con creces. Duro atrás, también cuando ha sido central por las bajas, y con cierta proyección ofensiva, aunque no sea un prodigio de técnica. En principio, ha cumplido y creo que su edad recomienda la baja; sin embargo, ante la falta de laterales canteranos y lo corto que está el primer equipo de laterales, podría tener una oportunidad de renovar. Depende en gran medida de la marcha de Alves a los juegos olímpicos, pero yo no contaría con él.

Espasandín, 23 años. Canterano del Real Valladolid que llegó, al igual de Córcoles, por la falta de defensas de banda y en un papel de veterano. Ha cuajado una buena temporada, algo mejor que la del valenciano, con mayor presencia atacante y un nivel defensivo igualmente sólido. En este caso, creo que debe quedarse, porque no hay juveniles que muestren buen nivel en su puesto (en contra de lo que pasa en la derecha). Él o Córcoles deberían seguir como contrapeso a un grupo joven que no conoce la 2ª B en su mayoría.

Fali, 22 años. Lateral suplente, capaz de jugar por ambas bandas y que no ha contado mucho este años, a pesar de su debut con el primer equipo. Jugador voluntarioso y rápido, pero tácticamente bastante mediocre, perdiendo la posición en ocasiones. Supongo que saldrá del equipo en busca de minutos en otro club.

Marc Valiente, 21 años. Durante muchos años, el central en el que había depositadas muchas esperanzas de futuro. Se estancó al llegar al filial, pero este año aceptó jugar en Tercera y ha realizado grandes partidos, volviendo a un nivel ilusionante. Además, ha alternado la posición de central y pivote defensivo, donde sus buenos conceptos posicionales, su envergadura y salida de balón coincidieron con la mejor fase del equipo. Su hándicap más grande es la endeblez física, que se traduce en constantes lesiones musculares; un paso veraniego por el gimnasio le ayudaría. Ha surgido la noticia de su marcha al Sevilla con la carta de libertad, lo que considero un error. No desentonaría como suplente de central y medio centro del primer equipo, o en el peor de los casos, una cesión a un equipo puntero de Segunda División. Si se confirma, su desvinculación total del club es una mala noticia a la vez que sorprendente.

CENTROCAMPISTAS

Abraham, 23 años. Fichado del Terrasa el pasado verano, su incorporación se ha revelado como un gran acierto a la vista de su gran temporada. Ha sido uno de los interiores más utilizados por Guardiola, debido a su buen toque de balón asociándose con los compañeros y a su trabajo generoso de recuperación. Con la baja de Dimas, quizá tenga un sitio el año que viene como jugador de medio campo con cierta experiencia: yo me lo quedaría una temporada.

Busquets, 20 años. De menos a más en su primera temporada post-juveniles, el hijo del ex-guardameta se ha ganado ser alguien importante el año que viene. Ha cumplido en todas las posiciones donde ha jugado, tanto de interior como de pivote o punta, aprovechando su poderío físico para dotar al equipo de contundencia. Pieza importante para que el año que viene los rivales más físicos no ganen la batalla en el medio campo, sin olvidar que técnicamente no es desdeñable.

Dimas, 25 años. Capitán del filial, ya ha firmado por el Numancia para el año que viene libre. Hay que agradecerle que el año pasado rechazase una oferta del Almería por su compromiso por el proyecto, y su trabajo en el centro del campo así lo demuestra. Un todoterreno que ha hecho su mejor temporada de las últimas, ayudando en la recuperación y aportando goles desde atrás, sin ser técnicamente dotado. Que tenga suerte en su carrera.

Rueda, 20 años. El último interior en la rotación de Guardiola, sus apariciones en la temporada se cuentan con las manos. Jugador que carece de la rapidez necesaria para jugar habitualmente por encima de otros compañeros, lo mejor que puede hacer para él y para el club es buscarse un destino para el año que viene fuera del Barcelona.

Víctor Sánchez, 21 años. La polivalencia hecha jugador, el espíritu de trabajo hecho jugador y la mejoría año a año hecha jugador. Pocos pensábamos el año pasado cuando empezó la temporada en el Barcelona C que su progresión iba a ser así. Este año ha sido pieza clave para Guardiola en cualquier demarcación, desde central a lateral a medio centro, pasando por su puesto natural como interior. Su posicionamiento y comprensión del juego son impecables, así como su garra y capacidad física, lo que puede abrirle las puertas del primer equipo, como ha ocurrido el año pasado entrando en varias convocatorias de Rijkaard. Puntal del filial el año que viene, con alternancia en algún partido con los mayores.

Víctor Vázquez, 21 años. El jugador con más calidad técnica de la plantilla de esta temporada, como así lo ha demostrado, ha hecho un año fantástico. Su lesión de mitad de curso le quitó la continuidad cuando estaba en su mejor momento, pero no le ha impedido acabar con sobresaliente. Ha marcado goles espléndidos, ha jugado en punta cuando no estaba Guerra y ha dado pinceladas de clase que no se suelen ver en los campos de Tercera División. Si la plantilla del primer equipo es finalmente corta, aquí hay un mediapunta que puede ayudar. En caso contrario, liderará el proyecto del filial, salvo que consensúe con el club una cesión a un equipo de superior categoría.

Toribio, 21 años. Otro que ha ido mejorando al pasar los meses y ha terminado la temporada a buen nivel. Sin ser de los mejores del equipo en nada, hace un buen trabajo en la transición defensa-ataque y se incorpora desde segunda línea con peligro. No será titular ante el nivel que hay, pero se ha ganado un puesto en la plantilla del año que viene partiendo desde el banquillo.

Xavi Torres, 22 años. El alicantino ha ayudado en lo que se esperaba de él, fuerza física y distribución del balón con criterio desde las posiciones de pivote o de central. Ha hecho buenos partidos, especialmente ayudando a un equipo muy inexperto en el primer tramo de la temporada. El año que viene podría ser prescindible, quizá dependiendo de que se logre fichar a Chico y los que suban del juvenil; en caso de necesidad, no haría nada malo si completa la plantilla en un rol suplente.

DELANTEROS

Eneko, 24 años. Extremos zurdo de gran calidad técnica que vino del Zaragoza el pasado verano, pero que se ha visto perjudicado por el gran nivel de Jeffren y Pedrito y, sobre todo, con la aparición estelar del "niño" israelí Gai Assulin. Ha jugado muy poco, especialmente en el último tramo de la temporada, aunque no ha desentonado al hacerlo. Su edad y la cantidad de alternativas hacen la baja del jugador muy evidente.

Gai Assulin, 17 años. Ya internacional absoluto con Israel, se ha destapado como muchos esperábamos como una de las estrellas del filial siendo aún juvenil de primer año. Extremo por ambas bandas, que también puede jugar en el centro con menos eficacia, conduce el balón y dispara con ambas piernas. Le gusta driblar en eslálom tanto como a Messi, con algo menos explosividad que el argentino pero manteniendo la cabeza más alta, lo que suele hacer que tome buenas decisiones. Ha de aprender a entregar el balón un poco antes para recibir menos patadas. Yo le llevaría a hacer la pretemporada con el primer equipo, su lugar de aquí a un año, dejándole como estrella del filial esta temporada.

Guerra, 26 años. Otro jugador veterano que vino del filial del Zaragoza para recuperar la categoría y aportar experiencia. La temporada anterior había sido el máximo goleador de toda la Tercera División, y ha demostrado que tiene el gol como máximo objetivo en todo momento. A pesar de las lesiones, ha marcado muchos goles cuando ha jugado, ha demostrado ser un hombre de área y ha jugado siempre con inteligencia. Un paso positivo por el club el suyo, al que la edad le cierra las puertas de seguir otra temporada.

Jeffren, 20 años. Por fin parece que las lesiones han dejado atrás al venezolano, que se perdió el Mundial sub-20 el verano pasado por una grave dolencia de tobillo. El extremo, que puede jugar por ambas bandas, ha recuperado la velocidad y verticalidad que le hicieron ser considerado una gran promesa en su día. La falta de extremos en el primer equipo puede beneficiarle y tener su oportunidad, por ser más veloz que Pedrito y estar más hecho como jugador que Gai. En todo caso, se debe quedar como titular en el extremo del filial, al menos.

Pedrito, 21 años. El canario es otro jugador, al igual que Víctor Sánchez, que ha tenido una gran evolución el último años y medio, en el que ha pasado de jugar con el Barça C a debutar con el primer equipo con méritos propios. Es un menudo extremo, diestro, con mucha velocidad explosiva y un buen centro al área; también trabaja en defensa tapando al lateral. Veo muy complicado que llegue a asentarse alguna vez en el primer equipo, pero sin duda vivirá del fútbol. Si no pide una salida a un equipo superior (interesante cederle a él o Jeffren si no promocionan a ninguno), pieza importante en el filial la próxima temporada también.

Urbano, 22 años. El último de los delanteros en la rotación, apenas se le ha visto esta temporada... y la pasada estuvo en blanco por una grave lesión. Con poco ritmo de juego en los ratos que ha jugado, lo más fácil es que salga del equipo.

28 jun. 2008

FCB Fútbol Base: El Barça B (1)

Acaba la temporada. Acaban los exámenes. Ante la avalancha de información acerca de la Eurocopa y la final, que nos satura a todos, la alternativa es hablar de otra cosa. Ya habrá tiempo de analizar el europeo, que está siendo el mejor gran evento futbolístico que recuerdo. El mercado de jugadores se mueve lentamente, salvo el Barcelona, que debe tener todo atado para el 6 de julio... por si acaso. El Real Madrid concentra sus esfuerzos en un objetivo faraónico, con otras opciones en la recámara, y equipos como Valencia o Atlético de Madrid están más pendientes de soltar lastre en forma de jugadores descartados que de fichar. Sevilla y Villarreal se mueven con tranquilidad, a la vez que la sensatez que los caracteriza estos últimos años.

Hoy me apetece hablar de fútbol base, de actualizar el informe de la cantera blaugrana que hice allá por diciembre del año pasado (ver etiqueta "fútbol base" a la izquierda del blog). La primera parte estará centrada en la táctica del Barcelona B, un equipo del que he visto todos los partidos y que cobra especial interés debido a que su entrenador promocionará al primer equipo de cara a la temporada que viene. Dejaremos otros artículos para el análisis de jugadores, juveniles y categorías inferiores.


Generalidades y estilo de juego


El equipo ha ido de menos a más, creciendo partido a partido. En el Mini Estadi, se ha mostrado muy sólido durante toda la temporada, especialmente en el último tramo atacando y defendiendo en bloque. Fuera de casa, el grupo empezó con muchos problemas: era el equipo a batir en la categoría, con unos rivales motivados y veteranos y campos pequeños y de hierba artificial que se adaptaban muy mal a las características de los jugadores. En los primeros meses hubo dudas, se perdían partidos y se encajaban demasiados goles; en los últimos meses, el juego también ha ido a más, se han recibido pocas dianas en contra y el juego ha sido inteligente, rápido, de toque y, en ocasiones, directo.

La mejoría se ha debido a varios factores. En primer lugar, la llegada de Chico al filial en diciembre, cedido del Cádiz, ha dado al equipo una entidad asombrosa en el juego aéreo; donde había problemas, se encontraron soluciones, y se acabaron los goles en jugadas de estrategia. También el sistema, al que los jugadores se acostumbraron poco a poco, tuvo bastante que ver; era un grupo muy heterogéneo, con muchos fichajes y muchos jugadores procedentes del juvenil. En cuanto el equipo se conjuntó y se acostumbró al esquema de juego, los automatismos y la resolución a los problemas llegó. La tercera vía de mejora del equipo fue la incorporación del juvenil del israelí Gai Assulin, que dotó al equipo de movilidad, rapidez y gol en los metros finales partiendo de banda o, en determinados partidos, como delantero centro.

El equipo ha tenido un gran mérito al recuperarse de las numerosas lesiones que han visitado el Mini durante la temporada. Algunos jugadores como Marc Valiente han tenido problemas durante todo el año, y otros han tenido lesiones que les han apartado de los campos durante unas semanas: Botía, Guerra, Víctor Vázquez, Chico, Víctor Sánchez, etc. Incluso el holandés Jeffrey Hoogervost fue despedido en diciembre, visto que no se recuperaba de una larga lesión. Estaba destinado a ser el titular junto a Valiente en el centro de la zaga, pero no llegó a debutar.


El esquema del equipo ha sido un 4-3-3, parecido, pero no similar, al del primer equipo. En defensa, un central contundente solía combinarse con otro que sacaba el balón con criterio, pero ambos siempre buenos en el juego aéreo. Han llegado a jugar en la posición Marc Valiente, Botía, Chico, Xavi Torres, Víctor Sánchez y el juvenil Bolaños. Los laterales, con bastante proyección ofensiva, con la titularidad de Córcoles por la derecha y Espasandín por la izquierda. Fali ha sido el primer recambio de ambos. Los tres hombres en la media destacaban por la fuerza, con un pivote defensivo que han sido Xavi Torres al principio del año, Marc Valiente hacia mitad de temporada y Sergio Busquets en los últimos partidos. Como interiores, se han turnado hombres como Crosas (hasta diciembre), Dimas, Abraham y Toribio. Y la modificación más importante respecto al tercer equipo ha sido en los tres hombres de arriba, con dos extremos que llegaban hasta la línea de fondo y un punta. Los extremos han sido Gai, Jeffren y Pedrito sobre todo, y el delantero se lo han repartido Guerra (como "nueve" rematador puro) y Víctor Vázquez, cayendo a recibir y dejando al equipo sin referencia adelante, buscando la llegada.

El trabajo táctico de Guardiola ha sido excelente, desde las rotaciones entre jugadores para hacer sentir importantes a todos hasta lo puramente futbolístico. El juego combinativo en el medio campo ha sido excelente, con hombres cuyas principales características tampoco eran de virtuosos. Todo el equipo trabajaba en defensa a la vez, con buenas basculaciones laterales y cambios de posición constantes según la jugada. En ataque, mucha movilidad y llegada por bandas sobre todo, con extremos que centraban desde el final del campo y muchos goles de los centrocampistas. La impresión es que ningún cabo estaba por atar antes de los partidos, con alineaciones inteligentes y un scouting del rival bien preparado, gentileza del colaborador Domenech Torrent. Y otra de las cosas más importantes ha sido la estrategia; faltas y corners preparados que han propiciado muchos goles y jugadas de peligro durante el año. Qué diferencia con el primer equipo, donde daba la impresión de que Rijkaard dejaba todo a la improvisación y que algún crack le sacase las castañas del fuego.

En un par de días, el informe de jugador por jugador del filial.

29 may. 2008

Desastre blaugrana: 3, la delantera



Eto'o
: Los dos últimos años plagados de lesiones serias han impedido ver al mejor Samuel sobre el césped. Lo peor, que se ha visto al peor Eto'o fuera del mismo. Desde que, a falta de unas semanas para el fin de la temporada, el año pasado se soltase la lengua en Villafranca, Eto'o empezó a perder la confianza de parte del vestuario y contribuir al mal ambiente de parte de él. Este año también ha hablado demasiado fuera de los campos, y dentro de ellos, a pesar de unas buenas cifras goleadores, no ha demostrado ser el de antes. Sobre todo, la falta de presión y de chispa, derivadas de su mermado físico, han quitado frescura arriba al equipo.
Rol en el futuro proyecto: En condiciones normales, seguiría. Su comportamiento fuera del campo hace aconsejable su venta para el cambio de ciclo. Ha de salir.

Ronaldinho: El que fuera mejor jugador del mundo hasta hace dos años es una sombra de aquello. Desde aquí no vamos a jugar a la especulación, pero en diferentes foros de internet se habla de posibles problemas derivados del abuso de sustancias poco recomendables. La verdad es que algo ha tenido que pasar para que alguien pase del cielo al infierno futbolístico en un año y medio. El año pasado pudo "engañar" a muchos por los goles a balón parado, pero en esta temporada apenas ha pisado los terrenos de juego por supuestos problemas musculares recurrentes. Un club con menos presión debería ser su próxima parada, para intentar, al menos, continuar su carrera a nivel aceptable.
Rol en el futuro proyecto: Venderle por el mayor dinero posible, preferiblemente a un equipo que no sea rival directo. La situación es complicada y no tiene vuelta atrás.

Henry: Un primer año criticado en exceso para un jugador que ha tenido varias peculiaridades. En primer lugar, debería haber rotado con Ronaldinho, Eto'o y Messi, pero ya se sabe la historia: tuvo que jugar como titular muchos partidos cuando era el primer teórico suplente a principios de temporada, pues venía de seis meses parado. Sin embargo, muchos minutos que le obligaron a parar hacia diciembre porque no podía más. Por si eso fuera poco, la libertad de la que gozaba en el Arsenal aquí no existía, y Rijkaard, en otro error más, le metió partiendo de banda izquierda, donde fracasó en la Juventus hace diez años. Su misión, bajar a defender las subidas del lateral contrario, lo que se traducía en poca frescura de piernas en ataque: en lugar de partir a 30 metros de la portería contraria, como en Inglaterra, partía desde 60. Si Guardiola le encuentra acomodo como delantero centro, se juegue con uno o con dos, es el titular para esta temporada.
Rol para el futuro proyecto: Titular esta temporada como delantero centro y con peso en el vestuario, para empezar en 2009 en un rol más secundario.

Ezquerro: Un error de planificación, que llegó para ser, durante tres años, un suplente de lujo para la delantera y no ha jugado más que las migajas. La secretaría técnica pinchó en hueso, y ya se debería haber planteado la salida de Ezquerro tras verlo en su primer año: hubiera sido lo mejor para el club (al menos se hubiera ahorrado la ficha) y para él, pues venía de buenas temporadas en el Athletic, donde llegó a la internacionalidad, y ha desperdiciado tres de sus mejores años de fútbol. Tampoco era tan malo como se ha pintado, nunca tuvo confianza del cuerpo técnico, lo que pone en duda los métodos de fichar de la directiva.
Rol en el futuro proyecto: No renovado, que busque su futuro en un equipo de segunda fila.

Giovani Dos Santos: Una víctima de este periodo convulso en el club y la gestión de Laporta, ya que muchos socios han pagado su frustración con pitos al mexicano. Recordemos que estamos ante un chaval que todavía está en edad juvenil. ¿Cuántos juveniles han jugado esta temporada minutos habituales con alguno de los "grandes" de Europa"? Sin embargo, parece que el chico está bastante endiosado, en buena parte debido a la prensa que le seguía en las categorías inferiores y la de su país, y no aguanta que se le pite (con razón) ni un rol tan secundario en el equipo como el que aún merece (sin razón). Jugador muy válido, que debe mejorar muchísimo tácticamente pero con unas condiciones físicas excelentes. Es otra víctima asimismo de Rijkaard y su cuadriculado sistema, ya que no le beneficia jugar en banda, como demostró en el último partido en Murcia, marcando un hat-trick partiendo desde el centro. Lo peor de todo es que le queda un año de contrato (otra mala planificación, aquí la culpa es de Txiki), no acepta renovar e irse cedido y ha dicho que no quiere ser suplente para llegar rodado al Mundial de 2010, por lo que la venta es la única salida para el club.
Rol en el futuro proyecto: Tendría sitio, en principio como suplente un par de años para ver si explotaba, pero las circunstancias especiales hacen que lo mejor sea la venta. El Tottenham podría ser su destino, y hay que sacar unos 12 millones de euros.

Messi: La base del equipo en ataque para la década siguiente, es un jugador especial en todos los sentidos. Su magia con el balón en los pies y su desborde son los mejores del mundo, pero le falta ver mejor el fútbol, asociarse, tomar las decisiones correctas en cada momento y ser inteligente para evitar patadas y lesiones. Jugadas como el gol ante el Getafe no se pueden repetir todos los partidos, y lo único que se consigue es forzar una musculatura especial por esprintar treinta metros en cada jugada con explosividad, así como recibir caricias de los rivales. Le vendría bien abandonar la banda y jugar como segundo delantero, con libertad pero cerca del área, para aprovechar su llegada a gol y su peligro, que se acentúa cuando pisa el área. Base angular del nuevo proyecto en la delantera.
Rol en el futuro proyecto: Titular, intentando que gane jerarquía en el vestuario.

Bojan: En un primer año que debió ser de aprendizaje y de pulular entre el filial y el primer equipo, la dejadez de las estrellas y las lesiones han hecho que el chaval queme etapas más fácilmente de lo deseable. Sin embargo, sus 10 goles en liga nos muestran lo que muchos ya pensábamos, que estamos ante alguien especial. Poco importa que unos cuantos de ellos hayan sido "de empujarla", porque su instinto, su desmarque y su capacidad de ver la jugada antes que el defensa son impresionantes. Este verano debe descansar, pues está física y mentalmente agotado (no tuvo vacaciones el verano pasado por el Mundial sub-17 en Corea), por lo que ha renunciado a la Eurocopa. Según bajas y fichajes, el año que viene no deberían precipitarse y su puesto aún no es la titularidad, sino el primer sitio partiendo del banco. Un sistema con dos delanteros le beneficiaría.
Rol en el futuro proyecto: Primer delantero de banquillo esta temporada (suplente de Henry), para tomar la alternativa en la titularidad en verano de 2009.

Futuro: Con las ventas seguras de Ronaldinho, Giovani y Eto'o, tanto por causas deportivas como extradeportivas, y el final de contrato de Ezquerro, nos quedamos con Henry, Bojan y Messi como atacantes para el año que viene. Es aún temprano para dar a Gai Assulin un puesto en el primer equipo, y no tenemos muchos elementos de juicio para ver el sistema que seguirá Guardiola. En el filial, tres atacantes como en el primer equipo, uno de delantero centro y dos extremos, llegando más a la línea de fondo que en diagonales interiores. Puede que uno de esos exteriores sí que suba al primer equipo como suplente, ya sea Jeffren o Pedro Rodríguez, "Pedrito". Henry debería ser titular en un sistema de uno o dos delanteros, junto a Messi, al que yo daría un puesto más centrado que hasta ahora. Bojan como primer reserva y, quizás en el perfil que falta, un delantero puramente rematador, del perfil Luca Toni. Podría intentarse el fichaje de Benzema dejándole un año cedido en Lyon hasta que Henry inicie el declive.


Foto: goal.com

15 may. 2008

Desastre blaugrana: 2, el medio campo



Seguimos analizando rendimientos y soluciones con la zona ancha.

Xavi: Con tropecientos años de titular, el Barça ha ganado dos ligas y ha estado largas épocas en blanco. Algo tendrá que ver. Y es que Xavi Hernández es un jugador unidimensional: en ataque, pase horizontal; en defensa, trote cochinero. Esto lo tiene que acusar a la fuerza un equipo que juega con tres hombres en el medio campo, pero nos encontramos ante otro caso en el que el club y su entorno ha pecado de falta de crítica a un jugador catalán y canterano. Al fin esta temporada hubo algunos sectores que le acusaban de no esforzarse y de ser un lastre para el juego del equipo, a los que él, siempre atento a intentar quedar bien, respondió con una buena cuota de goles llegando desde segunda línea. Xavi es un jugador que soba la pelota en exceso y al que hay que liberar de toda carga defensiva... pero sin clase para el quiebro y el regate como para jugar en tres cuartos, como sí tiene Iniesta. El partido idóneo para Xavi es el del 2-0 a favor en el que hay que mantener el balón para que el rival no tenga ocasiones: se girará sobre sí mismo una y otra vez pasando el balón de lado a lado sin avanzar.
Rol para el futuro proyecto: Con 28 años, gente de perfil parecido en el equipo y por llegar (Iniesta, Crosas, Thiago) y no siendo imprescindible, hay que aprovechar el buen cartel europeo que tiene para sacar el mayor dinero posible por él. Venta para afrontar fichajes.

Gudjohnsen: Rijkaard ha demostrado sus limitados conocimientos tácticos y su pésima coordinación con la secretaría técnica, y el caso de "Guddy" es el perfecto paradigma. Destacó en el Chelsea como centrocampista avanzado, gran llegador o, en el caso más avanzado, segundo delantero. El Barcelona sobrepagó por él, Rijkaard lo puso como delantero centro y el resto está escrito: Saviola lo adelantó en la rotación y la moral del islandés se resquebrajó. Para completar el despropósito, Begiristain le busca salida el verano pasado y es incapaz de vender a un jugador con gran cartel en la Premier. Al fin, este año parte como medio avanzado y hace grandes partidos cada vez que juega. Llega el clásico y Rijkaard le quita del equipo en beneficio de los que "pasaban" del equipo y de entrenar; ¿para qué se le fichó? ¿Quién le recomendó? Increíble, una vergüenza. Según lo que opine Guardiola, ha demostrado que podría ser útil en partidos de lucha, aunque también es una posible venta por el dinero que podría conllevar.
Rol para el futuro proyecto: A criterio del entrenador. Si se va a quedar para jugar muy poco, mejor venderlo para financiar fichajes.

Iniesta: Una temporada gris la del albaceteño, en la línea del equipo. Puede haber sido la prueba de que es un fenomenal complemento, pero carece de lo necesario para ser el líder de un equipo campeón. Sin embargo, no hay que cargar las tintas contra el jugador, que fue el mejor del equipo los dos primeros meses tan esperanzadores: jugando en el puesto de un ausente Ronaldinho, demostró tener desborde, capacidad de asociación y entrada al área en diagonal desde banda. La debacle del equipo y los cambios de posición con los que le ha vuelto a "obsequiar" Rijkaard no le han ayudado en absoluto.
Rol para el futuro proyecto: Titular indiscutible como mediapunta, preferiblemente partiendo desde la izquierda. Puntualmente, podría jugar partidos como interior descargado de carga defensiva.

Edmílson: El brasileño ha sido tratado como un ex-futbolista. Tras una decepcionante temporada pasada, en la que su rendimiento fue desastroso debido a su lesión de rodilla, el jugador se tuvo que operar el verano pasado con la idea de estar bien para enero. El objetivo, estar a tope el mes que Touré se fuera a la Copa de África. La realidad, ha sido un jugador de relleno todo el año, que nunca ha contado más que para rellenar convocatorias y jugar los partidos menos importantes. No sabemos cuál será su estado físico, y lo veremos esta temporada en el Villarreal, su nuevo equipo. Si demuestra que no tiene secuelas en la rodilla, otra en el debe de Rijkaard, ya que en el año que se ganó la Champions demostró ser un jugador clave tácticamente en medio campo.
Rol para el futuro proyecto: Ya está fuera, ha pasado reconocimiento médico con el Villarreal. En forma podría haber sido válido, pero es baja segura.

Deco: La mayor decepción personal del proyecto. El mejor medio centro de transición del mundo, capaz de aportar garra defensiva de los mejores especialistas y de tener la llegada a gol de un cabecero de área puro. Pero nada de lo dicho ha ocurrido en los dos últimos años, donde la profesionalidad del portugués no ha sido la adecuada y su implicación en el proyecto, escasa. Un Deco sin ritmo, fallón en los pases, susceptible de ser expulsado en cada partido por ir tarde al choque... y aún así dando un rendimiento aceptable. Hay que buscarle equipo, aunque sea una pena; la misma afición del Camp Nou, la que siempre le coreó el nombre a pesar de no ser el que era, le ha llegado a pitar por "borrarse" del pasillo madrileño. Las lesiones tampoco le han ayudado esta temporada, y con 31 años buscará su último gran contrato.
Rol para el futuro proyecto: Aunque sea casi imposible que alguien aporte tanto como el buen Deco, debería salir y sacar lo máximo posible por él.

Touré Yaya: La sorpresa positiva de la temporada, vino al club con un año de retraso tras haber destacado ya en Olympiakos. Si hubiera llegado hace dos años para jugar de interior, su posición, quizá no hubieran existido dos años en blanco. Es un jugador que no debería ocupar el vértice más retrasado del medio campo, porque tiene una potencia para conducir impresionante, además de un disparo más que interesante. Si no ha de preocuparse de ayudar tanto a los centrales, aumentará sus prestaciones. Lo mejor, sin embargo, ha sido la implicación del jugador, lesionado con una hernia los últimos meses pero jugando todos los partidos.
Rol para el futuro proyecto: Titular como interior o medio centro, según el esquema. Nunca debería dejar el equipo, y su peso en el vestuario ha de ser mayor.

Futuro: Habría que ver si Guardiola va a jugar con tres centrocampistas, con cuatro, con doble pivote, etc. Si asumimos que va a jugar como en el filial, será algo parecido al primer equipo, con un pivote y dos interiores. Para la posición de pivote principal, habría que traer un jugador. De Rossi sería la opción ideal, pero la Roma no vende; Xabi Alonso podría ser una buena alternativa, pero algunos medios sospechan un pre-acuerdo con el Real Madrid. La opción, en ese caso, sería mirar a Lyon con Bodmer o Toulalan. El acuerdo con Poulsen se ha roto porque Pep no lo veía jugando de titular, y para la suplencia cuenta con Marc Valiente. Piquè y Touré también podrían jugar en el puesto.
Para el puesto de interiores, lo ideal es un perfil mixto (transición, capaz de ayudar en defensa y ataque) y uno más creativo y llegador. El primero de ellos ha de ser Touré, adaptado al club y valorado por la afición. Keita es el fichaje que está más cerca de cerrarse como otra opción, lo que espero que no signifique la salida de Touré rumbo al Arsenal en la operación Adebayor o Hleb. Finalmente, para el interior adelantado podemos contar con Iniesta (Pep en el filial juega con extremos que llegan a la línea de fondo, puros) con Gudjohnsen o Xavi, según el partido, de suplente. Lo ideal sería sacar dinero por ambos, lo que hace pensar en un fichaje para disputar el puesto al manchego. Marc Crosas debería quedarse en Lyon en la operación Benzema, así que las opciones son Nasri, Van der Vaart o Lucho González.